Juegos de autoestima para adultos

La autoestima es uno de los temas que mayor interés suscita. Es importante que dejemos claro que la autoestima no es la panacea, ¿qué quiero decir con esto? Que una buena autoestima no es la clave para el éxito o bienestar. No obstante, tener una autoestima saludable es un buen paso para sentirnos mejor con nosotras/os mismas/os y el entorno. Por ello, en este artículo más distendido, te propongo 3 juegos de autoestima para adultos (para que empieces a trabajarla de manera informal).

En consulta, una de las demandas más recurrentes es la de no sentirse bien consigo mismas/os, sentir que ya no se conocen tras una relación complicada de amistad, familiar o de pareja. Muchos adultos han crecido en ambientes poco saludables o respetuosos lo cual inevitablemente influye en su autoestima, haciéndoles pensar que son poco merecedores de respeto o afecto de otras personas e incluso creen que no merecen que les pasen cosas buenas.

Todo esto acaba construyendo una imagen negativa sobre nosotras/os mismas/os e influirá en la manera en que interactuamos con el entorno familiar, laboral y social.

Prepárate tu té, tila o café favorito que te sigo contando qué es eso de la autoestima y cómo empezar a entrar en contacto con este concepto con juegos al alcance de cualquiera.

¿Qué es la autoestima?

Se suele creer que la autoestima es algo absoluto y que no admite matices, que simplemente se tiene o no se tiene y esto no puede estar más alejado de la realidad, el concepto de autoestima demuestra que esta es dinámica. Tratando de simplificar un concepto bastante complejo, es el sentimiento, placentero de afecto o desagradable de repulsa, que acompaña a la valoración global que hacemos de nosotras/os misma/os.

Esta forma en la que nos percibimos puede variar y cambiar con el tiempo, del mismo modo este concepto puede variar según el aspecto/área de nosotros mismos que estemos evaluando, por lo que se puede pensar que se tiene una buena imagen, pero que no se tiene un buen carácter o viceversa. Por ejemplo, una persona puede pensar que su aspecto es asombroso pero que no tiene nada más. Esto le generará inseguridades al momento de tener que hablar y relacionarse con otras personas.

Si te interesa ahondar en este concepto, te recomiendo que leas este artículo: La autoestima 🤔 ¿De verdad sabes lo que es?

Por otra parte la autoestima tiene varios componentes, estos son los siguientes:

  • Cognitivo: este se refiere a la opinión, pensamientos e ideas que se tienen sobre sí mismo, sobre la capacidad y la conducta.
  • Afectivo: es el juicio y la respuesta que se emite sobre la forma en la que nos sentimos y cómo actuamos en base a dichos sentimientos.
  • Conductual: este componente hace referencia a la intención que se tiene sobre actuar, llevar a cabo una idea o la respuesta que se le da a una situación.

Conceptos relacionados con la autoestima

Muchos de los juegos de autoestima para adultos se basan en el buen manejo de estos conceptos que están profundamente relacionados con la autoestima:

  1. Autoconcepto

Hace referencia a esa imagen que tenemos de nuestra identidad y en la que se basan muchas de las decisiones que tomamos.

2. Autoconocimiento

Es el poder reconocerse a sí mismo, poder darse cuenta de cuáles son nuestros verdaderos intereses, metas, propósitos y anhelos, además de ser capaz de reconocer las cosas positivas, las negativas que forman parte de nuestra persona y en base a esto poder identificar aquellas que son funcionales o no.

Hay muchos más conceptos relacionados, no obstante, vayamos paso a paso para que no resulte confuso.

Importancia de una autoestima saludable

¿Es importante tener una autoestima saludable? La respuesta es sí. No obstante, fluctúa en función de tu entorno e historia de aprendizaje. Esto es una buenísima noticia, ya que quiere decir que se pueden aprender estrategias para tener una autoestima más saludable (que no es lo mismo que tener una autoestima altísima, esta no ayuda tanto como nos hacen creer).

Aunque no sea la panacea, es un concepto a tener en cuenta ya que contribuye tu bienestar emocional. Con una autoestima saludable (me refiero a una autoestima constructiva, en la cual te valoras de manera realista, respetuosa y amable), tu interacción con el entorno será mejor, podrás crecer como persona y tu satisfacción con la vida será mayor. Por otro lado, es un componente esencial en las relaciones sociales, con lo cual, tu red social real (no Facebook, twitter o Instagram) será más rica. Por último, y en mi opinión, lo más importante, aceptarte (y no digo adorarte) es el primer paso para el cambio.

Juegos para trabajar la autoestima

Para muchos puede resultar difícil de creer, pero son muchas las personas a las que los con problemas de autoestima les influye en su día a día, incluso aquellas que aparentan ser muy seguras de sí mismas en redes sociales o en nuestro entorno más cercano.

Por ello, te propongo varios ejercicios muy caseros para que lo empieces a poner en práctica.

Algunos juegos que se pueden realizar son los siguientes:

1.     Carta desde el futuro

Este ejercicio es de gran ayuda para conocerte un poco más y te hagas una idea de quién quieres ser, qué te hace sentir bien y qué cosas te gustan (y cuáles no).

Parece un ejercicio sencillo, no obstante, no nos dedicamos este momento de calma para conectar con nosotras mismas. Por ello, te pido que elijas un lugar cómoda y tranquilo para realizar este ejercicio.

Coge papel y lápiz. Imagina a tu Yo de dentro de 5 años, hazte una idea de cómo será, dónde está y háblate desde el futuro a la persona que eres hoy, cuéntate que has hecho durante estos 5 años.

Hay varios temas que es importante que trates:

  • Emocional: ¿cómo te sientes?
  • Social: ¿qué personas están en tu vida?
  • Cognitivo: ¿qué ronda por tu cabeza(preocupaciones, metas, logros…)?
  • Otros: ¿cómo es tu casa? ¿qué hueles, oyes en ese momento? ¿qué aspecto tienes?

Este ejercicio es muy enriquecedor ya que indagas en aquellos aspectos que te gustaría cambiar o te gustan de la actualidad.

2.     Hablarte en el espejo

Estar frente al espejo es algo que casi todas las personas hacen diariamente, ya sea mientras te cepillas los dientes, te peinas, te vistes, etc pero estas miradas suelen ser superficiales.

Sin embargo, uno de los juegos de autoestima para adultos consiste en dar una mirada más profunda a esa persona que vemos frente al espejo, poder hablarte y darte palabras de aliento cuando más lo necesitas.

El juego consiste en pararse frente al espejo durante algunos minutos, mirando cada una de nuestras facciones y gestos, dándonos una sonrisa cálida y posteriormente dándonos palabras de aliento como si nos la dijese una buen/a amigo/a o un familiar. Estas palabras que nos vamos a dirigir deben ser realistas, pueden ser halagos sobre la apariencia física, sobre las cosas que se han logrado o simplemente palabras de aliento sobre las actividades que se deben realizar en el día a día.

Al principio, puede resultar un poco incómodo o absurdo pero con el paso del tiempo te sentirás cada vez más cómodo diciéndote cosas amables, sonriéndote y dándote ánimos cada día.

3.     Autorregalos

Este es uno de los juegos de autoestima para adultos más divertido y emocionante ya que directamente te premia con cosas y actividades que te gustan y te producen placer, bienestar y tranquilidad.

El juego consiste en hacer una lista de aquellas cosas que más te gustan hacer, como escuchar música, pintar, bailar, correr, cocinar, hablar con tus amigos o salir a dar un paseo; lo importante es que esta actividad te agrade. Seguidamente puedes hacer papelitos con las actividades de esta lista, doblarlos y colocarlos dentro de un recipiente para sacar todos los días uno, la actividad que esté escrita en él será el regalo que te darás ese día.

Estos autoregalos también pueden ser cosas materiales, algo que querías desde hace tiempo pero que por un motivo u otro no te has comprado, la cantidad de regalos materiales debe ser reducida pero también es importante que te permitas algunos gustos.

Espero que estos ejercicios te sean de utilidad y empieces desde hoy a ponerlos en práctica. No obstante, esta no es la solución para todo, si no te sientes bien contigo misma/o o conoces a alguien a tu alrededor que esté pasando por un mal momento estos 3 ejercicios para entrar en contacto con la autoestima son un complemento, no la solución. Recuerda que este artículo es meramente divulgativo, no equivale a terapia psicológica, si necesitas una ayuda más especializada o tienes alguna duda, pregúntame, me encantará atenderte, este es mi correo andrea@tuespaciodeterapia.com. No estás sola/o en esto.

Te mando un abrazo,

Andrea M.P.

Deja un comentario