La resiliencia en presencia del COVID-19

Estamos viviendo una situación que nos está poniendo a prueba a nivel físico y psicológico. Miedo, incertidumbre, tristeza, aislamiento… son factores que contribuyen a este malestar que nos acecha. Ahora es cuando nuestra resiliencia da lo máximo de si para que podamos hacerle frente al COVID-19. En este artículo veremos 7 estrategias que puedes llevar a cabo en tiempos de aislamiento social sin morir en el intento.

7 estrategias para cultivar tu resiliencia:

1. Cree en tu habilidad para afrontar la situación:

En momentos de estrés tendemos a sentirnos sobrepasados y no nos vemos capaces de afrontarlo con éxito. Es el momento de decirte a ti mismo/a que sentir miedo, tristeza, enfado… es normal. Acepta que eres humano/a y sientes, no te culpes por ello. Respira hondo y comprende a tus emociones, no trates de negarlas. Cuando hemos aceptado la presencia de nuestras emociones, nos vemos con fuerza para ser conscientes de nuestros recursos y fortalezas. Trata de escribir una lista de esas capacidades propias que te van a permitir afrontar esta situación. Te darás cuenta de la cantidad de cualidades que posees para avanzar cada día un poco y confiar más en ti. Saca la resiliencia que llevas dentro.

2. No pierdas la conexión con amigos/as y familiares:

Ahora es el momento de conectarnos con los nuestros. Somos animales sociales tal y como lo dijo Aristóteles. Este sentimiento de pertenencia a una comunidad se observa cuando salimos a aplaudir a las 20h de la tarde, cuando nos enviamos vídeos humorísticos o cuando nos llamamos todos los días para sentirnos más cerca que nunca. Ahora es el momento de unirnos y arroparnos.

3. No dejes para luego lo que te preocupa ahora:

Cada día procesamos mucha información y dejarlo para luego provoca que de un granito de arena, formemos una montaña de problemas. Es importante que vayamos procesando lo que nos ocurre poco a poco ya sea hablando con un amigo/a, familiar o escribiéndolo en un diario.

4. Saca tu lado más solidario:

Escuchar a un amigo/a, hacer reír, quedarse en casa para evitar la propagación … todo ello contribuye al bienestar de la población. Ayudar es reforzante y empodera. Nos hace ver que podemos ayudar a los demás y sentimos que podemos controlar algo en este mundo. Cuidado, no olvides cuidar de ti mismo/a.

5. Sácale partido a tus emociones:

Hay días en los cuales nos sentiremos más decaídos, es totalmente válido. Es un buen momento para conocerte e identificar por qué te sientes así. Habrán otros días en los que te sentirás bien. Sentirse bien es satisfactorio. Para promover esta sensación reír, hacer actividades que te reconfortan y hablar con amigos/as pueden ayudarte.

6. Cultiva tu actitud de guerrero/a:

Tal y como lo canta el dúo dinámico en su canción “resistiré” durante estos días estos mensajes nos motivan a levantarnos cada mañana con más fuerza porque en realidad es un día menos de cuarentena. Estos mensajes nos afirman y nos empoderan. Cuando más activemos esta parte, más activamos nuestra “fuerza emocional” y menos nos sentimos como víctimas. No obstante, conviene recordar que estamos viviendo una situación complicada y que muchas circunstancias están fuera de nuestro control. En definitiva, puedes actuar y hacer que esta situación se haga más llevadera.

7. Trata de darle un significado:

Tenemos más tiempo para reflexionar sobre nuestra rutina y sobre nosotros/as mismos/as. Trata de identificar qué cosas has recuperado ahora, que antes no hacías como por ejemplo, ver una película en familia, hablar con una amiga que hacía tiempo que no veías o leer esa novela que habías apartado. Estamos aprendiendo mucho de la vida y adquiriendo nuevos valores, te animo a que los escribas o los reflexiones. Vamos a salir fortalecidos de esta situación y con una enorme cantidad de aprendizajes.

La resiliencia no es el milagro y la respuesta para todo ¿sabes por qué? este post te interesa.

Detrás de cada dificultad hay una puerta llena de oportunidades y aprendizajes. La resiliencia es la herramienta que te permite llegar a buen puerto. Aunque sepamos que el final es incierto, unidos podremos salir de esta. No estás solo/a, te mando un abrazo virtual muy grande.

No cuentes los días, haz que los días cuenten de Muhammad Ali.

Andrea Martínez Pellicer

Agradecimientos a 72kilos por su imagen que refleja que día tras día nos hacemos más fuertes y logramos llegar a la meta.

Deja un comentario