El lado oscuro del Blue Monday

El Blue Monday ese invento que nos predispone a hacernos sentir tristes tal día como hoy, en el cual probablemente, no tengas ninguna razón. En este post vamos a tratar qué es eso del Blue Monday, de dónde viene y sus consecuencias a nivel psicológico. ¿Estás preparado/a? Vamos allá.

¿Qué es el Blue Monday?

Es el día más triste del año. Este término fue acuñado por el investigador Cliff Arnall. Ideó una fórmula matemática en la cuál situaba el tercer lunes del año como el día del año en el que estamos más tristes. Todo ello, es resultado de una serie de factores como el clima, la escasez de luz, la vuelta de las vacaciones, los gastos navideños y la no realización de los propósitos de año nuevo. No quiero asustarte con esto ya que… NO TIENE NINGUNA BASE CIENTÍFICA. Cliff Arnall creó esta fórmula por encargo de una agencia que quería promocionar viajes en esta época del año. El mismo Cliff Arnall reniega la existencia del Blue Monday, sin embargo, sigue presente en la creencia popular.

¿Por qué nos seguimos creyendo que es el día más triste del año?

Aquí entra el campo de la psicología. Hay un efecto psicológico que “te contagia la tristeza”. Es decir, al pensar que es el día más triste del año, te focalizarás en los puntos negativos de tu vida y obviarás los positivos. En definitiva, retroalimentarás tu tristeza tu solito/a.

¿Qué utilidad tiene el Blue Monday?

La mejor baza de los medios de comunicación y agencias de publicidad para vender productos son las emociones. De esta manera, hacen uso de tu supuesta tristeza, vendiéndote eslóganes como “ponle color al día más triste del año” o “alégrate el día más triste con estas ofertas”. Además, se retroalimenta esta emoción con el efecto en cadena, ya que todo el mundo se siente “triste”, de esta manera, se viraliza la tristeza. Qué paradójico, ¿verdad? Vivimos en una sociedad que pone su foco en el bienestar y ,en ocasiones, se pone demasiado énfasis en ser felices y en la fiebre del mister wonderfulismo. Quiero destacar que no estoy desacreditando a esta marca a la que tanto admiro. Su labor es magnífica ( gracias a Angy, Javi, Paty Cabal y a todo el equipo que les acompañan día a día) y han conseguido crear un imperio con una filosofía motivacional  espectacular. Lo que ocurre es que el producto no siempre se usa tal y como se ha pensado y la gente tiende pensar que la única emoción lícita es la felicidad, cuando todas las emociones son válidas.

¿Qué hacer para luchar contra esto?

Primero, reconoce que la tristeza es una emoción básica muy presente en tu vida. Hoy, puedes sentirte triste y no es debido al Blue Monday. Atribuírselo a este día es dejarlo bajo el control del azar. Luego, reflexiona sobre las causas de tu tristeza, acepta tus emociones y reconcíliate con ellas.

Si quieres aprender a relajarte, este post te interesa.

Después, escucha a tu tristeza porque te está queriendo decir algo, a partir de ahí, podrás tomar una decisión y actuar.

Relativiza el Blue Monday

Es un día como cualquier otro, no te dejes engañar. Haz una lista de los pros y contras y verás que no estás tan mal como pensabas, haz una actividad que te guste y pasa tiempo con los tuyos.

Hazte un favor y no caigas en las garras del pesimismo del Blue Monday. No te dejes llevar por las compras con eslóganes como “ponle color a tu tristeza “. Tú te conoces y puedes gestionar tus emociones. ¿Te atreves a ir a contra corriente? Quiero acabar este post con una magnífica reflexión de Mark Twain en la que dice “no hay una imagen más triste que un joven pesimista“.

Andrea Martínez Pellicer, creadora de Tu Espacio De Terapia.

Deja un comentario