🤔 Ya es hora de APRENDER: ¿Cómo aceptar los cambios? 😊

Si estás buscando consejos simplistas que prometen resultados en 7 días, te has equivocado de artículo, aquí te hablo de ciencia. Si sigues leyendo quiere decir que eres de los míos/as así que empezamos.

¿Cuántas veces se nos ha presentado esa situación que no podemos cambiar? A raíz de esto nos enfadamos, frustramos y nos aislamos juzgándonos como incapaces. Aprender cómo aceptar los cambios no debería de ser tan difícil. El mundo es incierto, no podemos controlar todo lo que ocurre y, por tanto, requiere de un aprendizaje. En este artículo veremos las claves para aceptar lo que no podemos cambiar y modificar el funcionamiento de nuestra mente ante el evento.

Aceptar los cambios gif

¿Qué hacer si soy de las/os que dicen “quiero aprender a aceptar las cosas que no puedo cambiar”?

Ya estás dando un gran paso leyendo este artículo e sintiéndote identificado/a , así que te doy mi enhorabuena. Sin embargo, conviene recordar que aquí no hay tips ni consejos simplistas, es un proceso de aprendizaje. Yo también estoy aprendiendo a aceptar que no puedo cambiarlo todo, es humano y por ser psicóloga no me libro de este aprendizaje. En definitiva, consiste en aceptar tus emociones y pensamientos (esto no quiere decir que te resignes y no actúes), sino que los aceptes tal y como son sin dejar que lleven el timón de tu barco.

¿Porqué no puedo aceptar los cambios?

gato (Aceptar los cambios) gif

La gran mayoría de personas de este planeta tierra siente, piensa, habla, en definitiva, vive. En consulta, muchas personas vienen diciendo: “Quiero aceptar que no puedo cambiarlo todo pero no puedo”. Es cierto que a veces podemos anticipar ciertos eventos y, en muchas otras ocasiones, simplemente ocurren inesperadamente. No obstante, en lo que sí podemos estar de acuerdo todas/os es que nos encanta poder controlar nuestro entorno. En realidad, en la época de las cavernas y, también, en la actualidad, es adaptativo. ¿Porqué?  La estabilidad nos tranquiliza y da la sensación de que podemos manejar nuestro entorno, pero como siempre os digo…en su justa medida ya que la incertidumbre está a la orden del día. En este artículo, os hablaré de la otra cara de la moneda de la aceptación, la rigidez psicológica.

¿Qué es la rigidez psicológica?

Hablamos de rigidez cuando adoptamos una serie de reglas (propias de cada una/o de nosotras/os) como por ejemplo: “no debería sentirme ansiosa/o cuando hablo de mi trabajo con Pepito “. Estas reglas las queremos seguir a rajatabla en múltiples situaciones aunque no resulte posible y nos haga sentir peor.

¿Qué ocurre cuando actuamos de la mano de la rigidez?

Empezamos a evitar las emociones y pensamientos desagradables cuando vivimos una situación difícil y, también, cuando la recordamos. La evitación no se ve reflejada solamente con el no querer sentirse de una cierta manera, sino también, con la distracción, preocupación, jornadas de trabajo interminables, etc. ¿Con qué objetivo? Evitar ese dolor que tanto nos desagrada. Todo esto se torna problemático cuando lo repites una y otra vez. Evitando nuestras emociones, no estamos escuchándolas y no aprendemos nada de ellas.

¿Porqué debo aceptar lo que no puedo cambiar?

El ser humano odia sufrir y, por tanto, evita a toda costa las sensaciones desagradables. ¿Qué hacemos ante esto? Buscar soluciones aunque, si nos parásemos a reflexionar, veríamos que no son demasiado útiles, más bien, perjudiciales. No obstante, seguimos haciendo “lo de siempre”, seguir esas reglas rígidas que requieren poco esfuerzo y evitamos lo que nos genera malestar.

¿Cómo aprender a aceptar los cambios, así como las cosas que no puedo cambiar?

carita feliz gif
  1. Aceptar para afrontar: Al aceptar lo que no podemos cambiar, estás predispuesto/a a buscar una solución, a ponerte en marcha. La aceptación es el primer paso hacia el cambio. Se trata de encontrar un equilibrio entre mejorar, adaptarte y solucionar.
  2. NO evitar: Lo que se debe evitar a toda costa es la evitación, valga la redundancia. Esto nos aleja de la realidad que estás viviendo sin resolver lo que está en tus manos.
  3. Aceptar NO es resignar: La resignación sería asumir lo que estás viviendo desde la pasividad. En cambio aceptar conlleva ser un ente activo que toma decisiones y cambia. Tenemos que aceptar lo que no podemos cambiar no resignarnos a lo que pase.
  4. Aceptar como herramienta para el cambio: Al aceptar te estás ocupando, te ves activo/a en la situación, no es externa a ti. Con ello, te sentirás mejor contigo mismo/a, viéndote capaz y respetándote. Llegados a este punto, crecerás como persona y te replantearás tu propia vida, tus hábitos, tus relaciones, tu trabajo… En este momento, estarás preparado/a para el cambio.
aceptar lo que no podemos cambiar

Al aceptar lo que vivimos, somos más conscientes de nuestra realidad, la respetamos con todas sus diferencias lo cual nos facilita afrontarlo con serenidad.

Con estos sencillos pasos debería de ser más fácil aceptar los cambios, pero esto no es una ciencia cierta.

¿Qué pasa si no nos adaptamos al cambio?

Acabas tratando las experiencias, el sufrimiento, tus emociones como si de un problema se trataran y los cuales debes erradicar para tener bienestar. En realidad, se trata la vida como si fuese un obstáculo en lugar de un viaje en constante cambio. Evitar estas emociones o recuerdos de situaciones no hace que el dolor desaparezca, se enmascara y acaba intensificándose.

¿Qué conlleva no aceptar los cambios?

  1. Te mantiene estancado/a: no veras la salida porque estarás mirando siempre en la misma dirección cuando la salida la tienes a tus espaldas. Al intentar buscar nuevas soluciones, te verás ¡ esta puerta sin abrir y podrás seguir avanzando.
  2. Disminuye tu bienestar contigo mismo y con la vida: al no lograr cambiar tu realidad, no cumples tus expectativas y la frustración irá aumentando progresivamente. Te atas a este problema y no te permites avanzar, con los días el peso cada vez es mayor.
  3. Te impide ver nuevas oportunidades: en este estado de frustración, eres incapaz de ver el lado positivo de las cosas, no te apetece encontrar soluciones y esperas que se solucione sólo mientras tu te tapas los ojos.

La vida está compuesta de situaciones que nos gustan y otras que no. Ambas marcan nuestra vida y nos permite crecer y avanzar, siempre y cuando tu estés dispuesto/a a hacerlo. Habrán situaciones incontrolables, que aparecen repetidamente, no te ofusques. Puesto que no puedes cambiarla, cambia tu interior, adáptate y busca soluciones desde tu posición. Sin duda, esta es una de las claves para saber cómo aceptar los cambios.

Somos seres inteligentes y como tal, el que sobrevive es que el sabe adaptarse al medio. Aprende a aceptar los cambios y abraza la vida. Sólo nos queda eso, aceptarla tal y cómo es con sus más y sus menos.

pedir ayuda gif

Ayuda si no sabes cómo aceptar los cambios

En el camino hacía el aprendizaje de que no puedes cambiarlo todo, la ansiedad aparece en ocasiones. Si quieres saber cómo identificarla para poder buscar ayuda a tiempo te dejo el artículo: Tengo ansiedad y no puedo más. Si lo que estás buscando es ayuda psicológica me puedes mandar un correo a andrea@tuespaciodeterapia.com

Todo el mundo piensa en cambiar el mundo, pero nadie piensa en cambiarse a uno mismo.

Leo Tolstoy

Y si te ha interesado este artículo, estoy segura de que querrás saber cómo fortalecer tu autoconcepto.

Agradecimientos a Domm Cobb por su maravillosa imagen que me deja la siguiente reflexión optar por cambiar y aceptar o estancarse en una queja constante. Si quieres leer de otras webs interesantes, aquí te dejo otro artículo. El libro “Una mente liberada” de Steven C. Hayes, es una maravilla, me encantó y hay muchos ejemplos que clarifican los conceptos.

Andrea Martínez Pellicer

4 comentarios en «🤔 Ya es hora de APRENDER: ¿Cómo aceptar los cambios? 😊»

  1. Gracias por el apoyo prestado en estos contenido que son muy útiles para las personas que estamos pasando por estás circustancia que la mente es un verdadero laberinto y tenemos que encontramos de una manera sana porque si somos débiles podemos cometer locuras inrrevercibles abrazo y éxitos.

    Responder

Deja un comentario